Make your own free website on Tripod.com

Duque de Wellington

Sir Arthur Wellesley, Duque de Wellington y de Ciudad-Rodrigo

Nació en Dangan-Castle, en Merrion Square (Irlanda), el 1 de mayo de 1769. A partir de 1785 realizó estudios en la academia militar que dirigía Pignerol, en Argers (Francia). Retorna en 1787 y con fecha del 25 de diciembre, obtiene el nombramiento de oficial subalterno en el 76º Regimiento de Infantería, con destino en la India. Pasará en enero de 1788 al 41º Regimiento de línea, de guarnición en Dublín. Nada más llegar es destinado como Teniente de Caballería en el 12º Regimiento de Dragones ligeros. Transcurren los días de guarnición y opta por presentar su candidatura al parlamento británico, resultando elegido por el distrito de Trim. Coincidiría su nueva ocupación con el ascenso a Capitán del 58º Regimiento de Infantería ligera, el 30 de junio de 1791. En el año 1793 pasa al 18º Regimiento de Dragones ligeros y en septiembre es ascendido a Teniente Coronel del 33º de Infantería ligera, conocido como 1º del West Riding. Este Regimiento habitualmente de guarnición en Cork, desde hacía muchos años era el destino de aquellos que por alguna razón se hallaban postergados, Wellesley al darse cuenta, solicita por todos los medios su salida del destino y la adscripción a un regimiento en el que se auspicie un brillante futuro.

Wellesley se dedicó a adiestra el Regimiento y logró que meses después se reconociese como el más entrenado y eficiente que había en Irlanda. Esta credibilidad posibilitaría que el regimiento desembarcase en Ostende una mañana del 25 de junio de 1794 como parte de las tropas expedicionarias del duque de York, que lucharían unidas a los austríacos. El revés de las tropas británicas surgió cuando los aliados se marcharon, dejando solos a los expedicionarios británicos. Las tropas tuvieron que ir retrocediendo continuamente, con una continua sangría de hombres, hasta que a finales de noviembre una retaguardia formada por tres Batallones que mandaba el teniente coronel Wellesley fue capaz de mantener una línea defensiva en Waal. De los 25.000 soldados británicos solamente quedaban aptos 10.000. Los franceses atravesando el helado río Waal obligarían a una nueva retirada, al reembarque apenas llegarán 5.000 soldados, y el siempre bien defendido coche y numeroso equipaje del duque de York.

Embarcados por fin los restos del ejército británico, Wellesley ha podido observar los defectos de que adoleció aquella descabellada operación militar y con su capacidad critica aprende la dura lección recibida en el continente y considerando que poco tiene que hacer en la milicia, quiere abandonarla y se dedica a solicitar un puesto civil como Inspector General de Intendencia en Irlanda.

En mayo de 1796 es ascendido a Coronel y parte hacia la India, alcanzando su Regimiento en El Cabo. Finalmente Wellesley y el 33º Regimiento llegaran a Calcuta en febrero de 1797. El 19 de mayo de 1798 es el primer día en que aparece ya cambiado su apellido por el más pomposo de Wellesley, coincidiendo con la llegada de su hermano Ricardo como Gobernador General. Entre junio y agosto de este año entregará al Gobernador General, ocho informes sobre la situación general del país, producto de su capacidad de trabajo y de índole confidencial.

Para que tengamos una idea de quien era el coronel Wellesley, en ocasión de hallarse desempeñando funciones de Mayor General en sustitución del fallecido coronel Aston, Wellesley colérico, viendo la negligencia del Gobierno inglés en la India y el afán de gloria militar del Gobernador General, su hermano Ricardo, envía a éste una carta que decía:

"Ignoramos en absoluto los propósitos que podáis tener al venir, que tal vez contrapesen

las objeciones que se me ocurren a tal decisión; pero me parece que vuestra presencia

en el campo, en lugar de darle confianza al General, le privará de hecho del mando del

Ejército... Todo lo que puedo decir sobre este asunto es que si yo estuviera en la situación

del General Harris, y vos os unierais al Ejército, yo me marcharía..."

Su hermano recibió el consejo y lo asumió. Mientras el coronel Wellesley seria reclamado para que al frente de su 33º Regimiento mandase el ala izquierda del Ejército, en calidad de Comandante. El 5 de abril de 1799 sale el 33º regimiento con orden de tomar un fortín situado en una selva impracticable, el coronel Wellesley resultó herido por una bala en la rodilla, perdiendo un Oficial y nueve soldados. No obstante al día siguiente tomaron la posición con pocas pérdidas. Este es otro hito en su carrera: "...nunca tolerará que se ataque de noche a un enemigo alertado, en situación fuerte, cuyas posiciones no hayan sido previamente reconocidas a la luz del día...".

El 5 de mayo sustituye en el mando como Comandante militar de Seringapatán al general Baird. Transcurren los días y el 29 de abril de 1802 es nombrado Mayor General, proseguirá en su atareada ocupación que rematará cuando en diciembre de 1803 firme los tratados de la segunda guerra Mahratta. El año 1804 transcurre en acciones de represión de bandidaje y pequeñas razzias de castigo.

Por fin el gobernador de Misore abandonará la India a bordo del Trident, y el 20 de junio de 1805 llega a la isla de Santa Elena, y escribe sobre las excelencias de aquella paradisíaca isla. ¿Quién le iba a decir lo que diez años ocurriría?. Transcurre casi un mes en aquel paraje, y deciden marchar el 10 de julio y arriban a Londres el 16 de septiembre, después de evitar encuentros con buques de bandera francesa. El día de su presentación se encontró en la sala de espera de Lord Castlereagh, con otro ilustre soldado, lord Nelson.

Reconocido por Pitt como: "...distinto a los demás militares... Nunca pone dificultades ni esconde su ignorancia... , sus respuestas son precisas, se explica con claridad, sus opiniones van apoyadas siempre en razones de peso. Es un hombre notabilísimo."

En diciembre de 1805 se embarcó para Bremen como simple General de Brigada, mandando un Cuerpo que habría de enfrentarse contra Napoleón desde Hannover, en Austerlitz se malograrían estos deseos.

Nuevamente es designado como Coronel del 33º Regimiento de Dragones ligeros. Más tarde se reintegra a la política y es nombrado para la Cámara de los Comunes y en ella defiende a su hermano Ricardo. Vendrán diversas acciones como la de Kioge, el 27 de agosto de 1807.

Se preparaba una fuerza que al mando de Sir Arthur Wellesley debería operar contra España en los piases de América del Sur. Sin embargo los acontecimientos de última hora trastocaran los planes y en virtud de ello, sus anteriores enemigos, los españoles, pasan a ser los aliados a quien hay que apoyar.

Como resultado de las gestiones realizadas en Londres desde su llegada el día 4 de junio de 1808, por los enviados de la Junta de Asturias encabezada por José María Queipo de Llano y Ruiz de Saravia (posteriormente Conde de Toreno), el Gobierno británico nombra el 14 del mismo mes, jefe de la fuerza expedicionaria al general Wellesley. En virtud de ello, el 12 de julio a bordo de la fragata rápida "Crocodile", sale Wellesley con dirección a la Coruña, mientras en un lento convoy naval lo hacen sus 10.000 hombres. El día 20 de julio desembarca en el puerto coruñés y le informan erróneamente de que enfrente estará el Mariscal Junot al mando de 15.000 hombres situados en Portugal.

Wellesley visita rápidamente Oporto, y desembarca el 1 de agosto en Coimbra.